Sor María Laura

En el puesto del Espíritu de amor

Cada vez que tracemos sobre nosotras la señal de la cruz  recordemos:

– Hoy actúo en nombre del Espíritu Santo (en el puesto del Espíritu de amor) dejando su benevolencia, su perdón, su alegría se expresen a través de lo que pienso, lo que digo y lo que hago.

(Beata María Laura, Hija de la Cruz)

Anuncio publicitario